Bolsa trona portátil: 5 motivos por los cuales necesitas uno

Bolsa trona portatil 5 motivos por los cuales necesitas uno

Cuando llega un bebé a tu vida, todo cambia y muchas veces, se vuelve de cabeza. Por eso, estés en tu casa, en un restaurante o de viaje, necesitarás una bolso trona portátil. ¿Por qué? Te daremos cinco motivos:

1.     Comodidad

No necesitas cargar con asientos de bebé de plástico duro que pesan mucho y no son plegables. El bolsa trona portátil te permitirá estar cómoda eligiendo un restaurante para comer en familia, sin tener que preocuparte por la silla para bebé.

2.     Fácil de limpiar

El bolso trona portátil viene tapizado con una tela acolchada resistente a los lavados, ideal especialmente para cuando empiezan a aprender a comer.

3.     Precio económico

Un bolso trona más tradicional (esas que son bastante molestas para trasladar incluso en casa) cuesta el doble o más que uno portátil. Como nuevos padres, solemos comprar cosas porque “nos las recomiendan”, pero hay que fijarse mucho en los precios.

4.     Adaptable a las sillas de adultos

Como dijimos en el primer punto, el bolso trona portátil es cómodo para trasladar, pero además tiene la capacidad de adaptarse a las sillas de adultos, por lo que vayas donde vayas, tu bebé estará seguro y podrás charlar con los demás sin miedo a que caiga de la silla de adultos.

5.     Ahorro de espacio en tu casa

Antes de nacer, tu bebé ya se había apoderado de tu corazón, pero también de tu casa. Sobre todo en los primeros días, la casa se vuelve un lío de objetos de tu hijo; sin embargo, el bolso trona no ocupa espacio en tu casa porque es plegable, por lo que puedes guardarlo fácilmente cuando no lo usas.

Comments are closed, but trackbacks and pingbacks are open.