Cuando se debe cambiar la correa de distribucion

La correa de distribución es un componente básico de tu coche, y esta debe estar en perfecto estado para que tu coche pueda funcionar adecuadamente. Si necesitas hacer cualquier reparación, te recomiendo que compres tus repuestos en un desguace asturias, porque allí encontrarás siempre la mejor relación entre calidad y precio.

Sin embargo, debes tener en consideración que la correa de distribución es un elemento básico en todo momento. Por este motivo, te he preparado este post, con la finalidad de que puedas saber cuándo se debe hacer exactamente el cambio de la misma.

Factores a tener en cuenta para el cambio

Antes de hacer el cambio de la correa de distribución es indispensable tener en cuenta que, esta se debe hacer en ciertos momentos específicos. Los principales a tener en cuenta son:

Cambio por kilometraje

El kilometraje de tu coche será un indicador fundamental cuando hablamos de una correa de distribución. Especialmente porque la correa de distribución tiene una durabilidad estándar de 100.000 kilómetros, motivo por el cual es un cambio periódico.

Nunca se debe dejar pasar de este kilometraje y seguir conduciendo el coche de esta forma. Especialmente porque esta se puede romper y causar daños incluso irreparables para tu coche, y tendrás siempre los mayores beneficios.

Cambio por daños

La correa de distribución se puede dañar por diferentes motivos, especialmente por fugas de líquido refrigerante o de aceite. Cuando estas fugas caen en la correa de distribución, esta puede comenzar a sufrir de un desgaste prematuro, lo que causará problemas a la hora de que la correa tenga un funcionamiento óptimo.

Siempre debes estar revisando tu coche en búsqueda de fugas para que puedas saber si tienes fugas en el motor. En caso afirmativo, debes llevarlo a un mecánico de confianza, y repararlas para revisar la correa de distribución y saber si requiere de un cambio prematuro.

Cambio por pérdida de tensión

Esta es una pieza muy delicada de tu coche, la cual debe mantener siempre la tensión adecuada para que pueda funcionar. En caso de que la correa pierda la tensión, esta no se podrá recuperar y se debe sustituir por una correa nueva.

Es por esto que, se debe tener especial cuidado cuando se hacen reparaciones cercanas como el cambio de la bomba de agua. Para evitar este tipo de inconvenientes, siempre te recomiendo que lleves tu coche a un mecánico experto para hacer cualquier reparación importante.

Comments are closed, but trackbacks and pingbacks are open.